Entrevista con el reparto de Como si pasara un tren: Marina Salas, María Morales, Carlos Guerrero y su directora Adriana Roffi

COMO SI PASARA UN TREN LLEGA A LUNAS PASAJERAS PARA EMBARCARNOS EN UN VIAJE DE SENTIMIENTOS SIN RETORNO EN NUESTRO CORAZÓN

th (13)

Hoy os traigo la charla que tuve con el equipo artístico de «Como si pasara un tren», una obra tremendamente especial que llega al Teatro Español con un amplio recorrido a sus espaldas y con muchos motivos para seguir atrayendo a todos los espectadores que no hayan tenido el gusto de verles aún.

Ellos son María Morales, Carlos Guerrero y Marina Salas, que acompañados por Adriana Roffi me contaron todos los secretos de la función y lo que habían sentido con ella hasta ahora, y por supuesto, todo lo que seguirán sintiendo. ¿Preparados?.

El arranque del viaje

Primero quise comenzar hablando sobre lo que más les impulsó a unirse a esta función. A María fue saber que estaban Adriana y Marina en la función, así que le dijo a Esther que si sin haber leído el texto porque conocía a este equipo y su gran talento. Con Adriana tenía muchas ganas de trabajar y con Marina aún no había trabajado nunca, y Carlos fue el último en entrar en la función.

Marina comparte opinión con ella, porque teniendo a María, Adriana y Esther ya eran motivos más que suficientes para embarcarse en esta aventura. Entre risas cuenta que era como tener masterclass gratis teniéndoles a ellos trabajando, porque es toda una experiencia.

Adriana contaba que le llegó el texto y cuando lo vio le pareció una caja de bombones y con el que sentía que podía trabajar y manejarlo para crear algo fantástico.

La vida y las relaciones reflejadas en el teatro

75a96ee8660517440a49f5da436e175dInterpretar esta obra no es nada sencillo, porque os vais a encontrar con una obra en clave cómica pero con temas universales no tan divertidos. Adriana recuerda una frase que dijo María en la rueda de prensa sobre que en la función se habla de tu pueblo, de tu familia… cree que la función provoca algo que parece que todo el mundo puede sentirse como en un espejo, quien más y quien menos se siente identificado y se ha subido a algún tren en su vida, vive y sabe lo que es amar y no poder, las frustaciones…

Quise plantearles que relaciones consideraban las más complicadas en la vida, ya que en esta función la esencia son las relaciones de los personajes y la importancia que cobran, a lo que María me respondió que las más complejas son las más cercanas y las de más intimidad: bien sean las familiares, las de pareja, las de madre e hijo, las de amistad… donde hay mucha intimidad compartida y donde uno más se deja y ver y donde más desarmado está.

Marina dice que cuando más cerca estás de algo, más espacio se crea y es lo que tiene que ver con la intimidad, es como cuando coges una lupa y de repente lo ves todo más claro, hay algo en las relaciones cercanas que el mundo se te abre.

María seguía que donde hay mucha confianza nos permitimos enfadarnos más, invadir más y también nos abrimos y nos entregamos más. Son las que nos suponen más reto y mas comfort, es una caja de bombones y explosivos.

La evolución reflejada en el tiempo

Sobre la evolución de ellos mismos y la obra a lo largo de todo el tiempo que llevan trabajándola, Carlos cree que han evolucionado muchísimo desde que empezaron en el salón de la casa de Marina y Esther hasta ahora, y eso es lo que la mantiene viva, el seguir creciendo cada función y cada día. Cuando vieron a Adriana desde hace mucho tiempo en el patio de butacas sintieron que estaban empezando de cero, habían empezado a dar muchas cosas por hecho pero fue como un redescubrimiento de todo y cree que nunca está nada acabado.

Marina opina que o creces y menguas y ellos solo tienen una opción: crecer.Adriana y María th (14)seguían a sus compañeros opinando que esa opción es una decisión grupal y que el cambio ante todo es constante. Adriana cree que son un grupo que tuvo fe en crear, en unos objetivos y esos mismos los plasman y son responsables de concretarlos o no, todo tiene que ver en su formación como grupo humano y en la decisión grupal.

El poder de la unión

María cree que como grupo que funcionan así nunca hay una meta donde quedarse y cada meta conseguida es un punto de partida para otra cosa. Para ellos estar en el Teatro Español es una meta que se pusieron al principio y ahora se plantean hacia donde crecer y hacia donde caminar porque no se van a estancar, quieren irse de gira y van renovando objetivos y el compromiso cuando llegan a una meta.

Adriana cree que eso les fortalece en la sabiduría de no dejar de soñar, porque para ellos era un sueño llegar hasta aquí y también para ella estrenar aquí siendo argentina, aunque ha vivido muchos años aquí cree que se deben de dar muchas parábolas y se han dado, por lo que invita a que todos plasmen lo que desean de la mejor manera, porque es lo que les paso a ellos.

Cree que han trabajado para esto desde el principio, sino hubiesen ensayado mucho y hubiesen pensado en un lugar y en otro para ir estrenando.

La fuerza del personaje y la interpretación

Sobre que le han aportado de si mismos al personaje y viceversa y que personaje le hubiese gustado interpretar a Adriana, Marina cree que son muy ellos mismos, que por algo han hecho ellos estos personajes, porque en realidad en todos hay algo de ellos y por eso no lo hace otra persona, y al tomar esta forma hay todo de ellos mismos y todo del otro en relación a ti mismo y con el trabajo en equipo de los demás: hay todo y nada.

Promo-TREN-web-LT-851x500María recuerda que un profesor suyo argentino decía que uno no elige a los personajes, sino que los personajes te eligen a ti. Para ella Susana le reconcilia y le sirve de agradecimiento hacia su madre y hacia todas sus mujeres andaluzas y toda su familia de mujeres, ella es de Córdoba y su abuela tuvo once hijos, con seis tías, su madre, seis hermanas… hay mucha mujer en su familia y de donde vienen las entiende y las ama con mucho miedo y amor, hay un homenaje y mucho de genética y tradición en Susana y hay muchas cosas que deja ir y otras se las queda. Cree que se ha conseguido españolizar mucho una obra que era muy argentina cuando la leyeron, pero para ella hay mucho de su familia y también de la madre que es ahora, con su miedo y su protección.

Carlos opina que en realidad la madre que interpreta Susana se parece a la suya, porque es de Málaga y es muy andaluza también, él también es hijo y lo que más le ha podido aportar de si mismo es su ternura e ingenuidad, pero algo que se lleva de Juan Ignacio es que es totalmente inasequible al desaliento y tiene dos deseos muy profundos en esta obra, y le encanta como los persigue en vez de desanimarse.

Adriana la dirige, así que se siente un poco como todos y hay momentos en los que se identifica con la madre y empatiza mucho, pero también es hija y le produce mucha admiración Valeria y su madurez, su postura y su sabiduría, porque hay mucho que aprender de la gente joven mucho más allá de los sabios, porque de la gente que ha transitado mucho la vida hay mucho que aprender, pero la que no ha transitado mucho también es divino. Tiene una formación como actriz pero cree que nunca más se subirá a un escenario porque le gusta mucho en el lugar donde está y se siente muy cómoda.

Un poco más de ellos mismos

Sobre sus escenas favoritas, Adriana se queda con el «Resistiré», porque es un homenaje a una de sus películas preferidas desde pequeña y a un director que le encanta, Almodóvar, pero le 472d78da2017fee3b522b5d5ecdd16dcencanta toda la función en general. Comenta que le encanta el momento «perro», o el momento en el que parece que el teléfono no suena nunca y muchos detalles pequeños que pasan durante toda la función.

María cree que la escena que más dificultad le supone es un momento en que Susana escucha realmente a Valeria y toma una decisión y el click que sucede es casi inconsciente, por lo que es un reto encontrar de que se trata y hacerlo con la complejidad emocional del miedo, renuncia, alegría, tristeza… pero también lo disfruta mucho y en cada función cambia un poco la sensación porque cada día sigue buscando y encontrando nuevos matices en la obra. Con uno favorito tampoco puede quedarse porque es una obra muy gustosa de hacer, algo que Adriana cree que se transmite al público.

Si tuviesen que describirse, Adriana les describe como un grupo humano de fe y tienen un grupo de whattshap llamado Acción, porque para ellos la acción hace la fe.

Si tuviesen que quedarse con una anécdota de todo este tiempo, Carlos recuerda en la función de Málaga un momento en el que su personaje va gateando y casi se lleva el mantel y tira la mesa. A María en otro momento se le escapó un grano de arroz de una forma muy fuerte pero que no lo vio el público.

Pasado, presente y futuro

Tren7-851x450

También se quedan con comentarios que escuchan en el público como un momento en que María da un sorbito de vino y alguien en el público dijo: «Claro, ella bebe…». Les encanta porque eso muestra la ilusión y que están viviendo todo, hay momentos para reir, llorar, para enfadarse… María cree que es como una montaña rusa y cada función es distinta, en algunas hay muchas risas y en otras mucho, mucho respeto que casi ni se oye respirar. Todo depende del día que tengan ellos y el público.

Si tuviesen que elegir un tren que quieren que llegue a sus vidas este 2015, Marina quiere que este tren triunfe en el espectador y se generen cosas bellas aquí. Adriana quiere generar algo en el público y que sean un incentivo para todo el que esté haciendo teatro de cualquier forma y que se manifieste su deseo, a lo que María añade que también quiere que el tren gire mucho y tenga muchos bolos teniendo temporadas en muchas ciudades, que sea una inspiración en muchos lugares, que sea un tren transiberiano. Adriana termina con que desea que este tren les una y sea un vagón hacia otra estación y puedan juntos tomar otro tren o incluso algún avión, ya que Carlos desea visitar Argentina con la función y que todo el mundo que la vea desee ir mucho al teatro, como le ha pasado a otros espectadores que han acudido a ver la función.

Desde aquí os animo a todos a embarcaros en este tren y a que me contéis vuestra opinión y los sentimientos que os ha despertado, que seguro que serán muy intensos.

Fecha Del 25 de febrero al 22 de marzo de 2015
Sala Teatro Español – Sala Margarita Xirgú
Horario De martes a sábado, 20.30h. Domingos 19.30h.
Precio Entradas 18€. Martes, miércoles y jueves 25% dto.

Esther Esteban, Madrid

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s