Entrevista a Miguel Ramiro, Sergio Arce y María José Santos de ’50 Sombras el musical’

ENCUENTRO CON EL REPARTO DE 50 SOMBRAS EL MUSICAL

50-sombras-el-musical-teatro-sensualidad-disp-L-cv1YpG

Llega la época más romántica del año con San Valentín, la primavera cada vez está más cerca y todavía podemos seguir disfrutando del musical de la temporada en Madrid: «5O Sombras El Musical».

Seguro que habéis oído hablar de la novela «50 Sombras de Grey», pues este musical nos cuenta la historia de una manera muy particular y especial en forma cómica.

Desde Lunas Pasajeras intento acercaros la actualidad más interesante hasta vosotros de una manera cercana y original, por lo que decidí reunirme con Miguel Ramiro, Sergio Arce y María José Santos para que os cuenten todo mucho más detalladamente y de primera mano, a lo que ellos muy amablemente accedieron sin ningún problema.

El elenco se muestra muy feliz por la prorroga, Sergio Arce confirma que está teniendo mucho éxito y que la gente se ha quedado con ganas de verlo porque todo el mundo sale feliz y se rie mucho, asi que el equipo de producción ha decidido alargarlo.

Formar parte de este caramelo de musical no es tan sencillo, por lo que quise recordar con los actores los castings que tuvieron que pasar. Miguel Ramiro pasó tres castings, recuerda que en el primero había mucha gente y en los otros dos ya había un número de gente más reducido, además de que él desde el primer momento se presentó para conseguir el papel de Christian Grey. María José Santos dice que fue un casting muy largo y les pidieron muchas cosas, ella interpreta a Bea, una de las señoras del club de lectura, y contaba que los casting solían tenerlos en días diferentes y ya cuando les cuadraban tenían que unirse y hacer empaste de voces con las demás, por lo que cuenta que no fue un casting al uso ya que buscaban que congeniasen y empastasen, ya que están juntas todo el rato y tenía que haber buena química.

Todos recuerdan que lo pasaron bien, Santos afirma que a veces la gente está muy seria en los castings pero aquí el director artístico y musical se ocupó de que estuvieran cómodos y te daban una cercanía que en otros sitios no te lo dan, afirmaba Sergio Arce. Por su parte, María José Santos completaba a su compañero con que los únicos nervios que pasaron fueron de que querían que el personaje fuese para ellos mismos, porque el casting no fue especialmente tenso y como las escenas eran tan divertidas se reían mucho.

th (6)Ramiro en el segundo casting tuvo que quedarse en calzoncillos y aunque ya estaba avisado, la sensación fue un poco rara al tener que estar vestido solo con «los gallumbos», cantando y delante de muchas personas, contaba muy divertido.

Sin duda, todos los personajes te dejan algo especial y a mi me interesaba conocer como han ido cambiando con el tiempo y lo que les han aportado a ellos personalmente. Santos cuenta que Bea le ha enseñado a contenerse en muchos momentos porque ella se contendría mucho menos aún. Su personaje tiene la mente muy abierta aunque desconoce todo. Pam es la que las impulsa a leer el libro, entonces ella es la que quiere probar todo con su marido y Celia Vergada, Carol en la obra, es la más retraída a la que animan. Ella desconoce todo pero lo que la dicen lo quiere probar todo, está probando un mundo nuevo que no la desagrada y considera que la obra abre mucho la mente también a todo el público.

Ramiro se ayudó mucho con el director Jesús Sanz a preparar el Grey que quería, al principio le resultó difícil toda la contención que tiene el personaje excepto cuando se pone muy raro, su hieratismo expresivo y el canto. En estos cuatro meses los personajes se han afianzado mucho y están más agusto, contaban todos los actores a la vez.

Arce cree que el suyo y todos los personajes junto a la ayuda de Jesús Sanz han ido evolucionando y creciendo, además de que creen que las funciones están mejor ahora que al principio porque más a gusto se sienten y es algo que le pueden transmitir a la gente, me explicaban.

María José Santos también piensa que es importante que todos se conocen más y entre ellos se van aportando y va creciendo todo.

Ante la posibilidad de cambiar de personaje en un futuro o si algún día hubiesen olvidado todo al llegar al escenario y tuviesen que empezar de cero, Sergio Arce bromeaba diciendo que querría ser Anastacia Steele, María José Santos afirma que le divertiría interpretar a un hombre y a Miguel Ramiro le fascina el personaje de José, uno de los que menos se habla pero muy divertido y que les encanta, es divertido y viendo a Ángel consideran que verle es lo que les hace también que les guste el personaje de lo bien que lo interpreta.

50-sombras-musical

Si tuviesen que llevar un libro a la realidad, a Sergio Arce le encantaría parodiar «Un tranvía llamado deseo», a María José Santos «Mujeres al borde de un ataque de nervios» pero el libro y no la película, y a Miguel Ramiro le encantaría hacer algo de ficción llevado al musical, estilo «Blade Runner». Santos comentaba entre risas que bien hechos se pueden hacer casi todos. Ramiro completaba que le gusta mucho hacer géneros concretos.

A Christian Grey no le gusta que le toquen y a modo de confesión personal, María José Santos contaba que algo que no puede soportar y que es bastante frecuente es que le toquen el ombligo. A Miguel Ramiro cuando va en un ascensor con alguien en ese teatrillo que se forma en el momento de no saber que hacer y ya antes de entrar ya estás pensando en la situación de como será dentro.

Sobre la escena favorita de cada uno de ellos, Sergio Arce se divierte mucho con la canción de «A follar» en la que Ramiro baja al público. Ramiro por su parte considera trepidante el primer acto en general, en el segundo hay más línea argumental y hay más acontecimientos pero el primero es muy loco y divertido. Santos se queda con la canción de «Aquella perrilla» porque el público está muy entregado a pasarlo bien y se ríe mucho.

Sobre las complejidades del musical Ramiro considera el ritmo lo más difícil, mantenerlo alto es th (5)complicado y es fácil relajarse y olvidarse porque lo pasas bien y puedes dejar los espacios y las pausas, pero la comedia debe ser rápida.

Christian Grey sin duda será uno de los iconos de esta generación y ante la cuestión de un icono personal de cada uno, El gran Lebowsky para Miguel Ramiro es uno de los personajes que más consideraba un caramelo, Mirela Freni para Santos porque es muy operística y le encantaría volver a nacer y ser como ella o Whitney Houston y para Sergio Arce el mítico Marlon Brando.

Como banda sonora para la vida de cada uno, la banda sonora de Rocky acompaña siempre a Arce en sus entrenamientos, para Miguel Ramiro todo va por épocas y cada una te trae recuerdos, Joaquin Sabina le trae recuerdos de cuando empezó a componer y Queen le recuerda a sus años de playa cuando empezaba la adolescencia, ahora sería musical. Santos escogería la banda sonora de Los Miserables.

Como anécdotas que les hayan sucedido, Arce se queda con un preshow que hacía con Eva antes de empezar la obra vestidos de Sado entre el público. Ramiro recuerda un día que acudieron dos chicas un día que no paraban de reírse, una muy grave y otra muy agudo, otro día había un bebé, otro se les fueron los micros, también han visto a gente muy, muy mayor y se asombraron de lo abiertos que son de mente y han vivido muchas anécdotas más.

Tienen gira hasta la primera semana de Julio y como peticiones, por ejemplo María José tiene Logroño ya que es su ciudad, Ramiro tiene también ganas de visitar Barcelona porque sería muy interesante.

Como un reto de futuro personaje, Sergio Arce tiene el de «Mi pie izquierdo» de Daniel Day Lewis, a Santos la bruja de Wickec y para Miguel todo es seguir actuando y el mejor personaje es el próximo porque significa que hay otro mundo por explorar y si tiene pocas posibilidades es maravilloso significa que tienes que sacarle todos los recursos o sino es un caramelo… Sergio Arce completa que no hay personajes pequeños,sino pequeñas interpretaciones y que de una frase se puede sacar un personaje maravilloso.

Un día perfecto para ellos sería para Sergio Arce levantarse habiendo dormido ocho horas, algo que ya es maravilloso porque siempre duerme cinco o seis, hacer el amor, desayunar, entrenar, comer, dar clase de canto, hacer la función y después poder estar con su hija.

Miguel Ramiro le sigue con levantarse, haber dormido bien, por supuesto hacer el amor, tener un día relajado y creativo con buenas sensaciones y si el tiempo le acompaña mejor, con un clima primaveral con terracita y caña. Santos terminó los planes ideales con tener tiempo para ti y estar con los tuyos.

Para finalizar como deseo para el 2015 Santos pide quedarse como está, Ramiro le pide trabajo y 50 sombras hasta donde lleguen y que dure mucho y Arce pide trabajo y salud y bienestar ante todo para su hija.

Seguro que ya habréis aumentado vuestras ganas de ver la obra, no perdáis la oportunidad y acudir antes de que esta termine su estancia en Madrid y comience su periplo por España.

musical-50-sombras-grey--644x362

Esther Esteban, Madrid

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s